Comparte:

Pilates cuenta con más de 500 ejercicios que combinan la respiración con el movimiento. Estos ejercicios se realizan en suelo con equipos pequeños (fitball, roller, círculo, gomas elásticas…) o en máquinas específicas.

Este sistema de entrenamiento combina los conceptos de métodos orientales (control de respiración, flexibilidad, concentración) y conceptos occidentales (fuerza y resistencia).

¿Por qué pilates?

 

Una actividad física por derecho propio para volver a estar en forma, comenzar un deporte o como complemento de entrenamiento para un deporte. A nivel avanzado los ejercicios se vuelven muy exigentes y requieren excelentes habilidades físicas. Incluso en deporte de alto rendimiento los preparadores físicos usan ejercicios de pilates porque mejora el rendimiento deportivo y previene lesiones.

Un método de rehabilitación. Después de una patología, una lesión o una cirugía. Te permite encontrar tu movilidad con total seguridad, para prevenir los riesgos de recaída. En estos casos lo mejor es buscar un enfoque más terapéutico y si puede ser, impartido por un fisioterapeuta.

Una forma de prevenir lesiones y ciertas enfermedades. El método Pilates permite que el cuerpo funcione de manera óptima al permanecer flexible y fuerte, evitando así ciertas patologías (hernia discal, compresión vertebral, dolor lumbar, problema de hombro, cervical …). Previene el envejecimiento óseo, la desmineralización de los huesos debido a que se estimula adecuadamente con el ejercicio físico.

Un momento para ti mismo, donde te cuidas para aumentar tu bienestar y reducir tu estrés.

¿A quién va dirigido?

 

Los amantes del deporte de alto nivel o que desean mejorar su rendimiento.
Hombres o mujeres sedentarias principiantes que desean encontrar y mantener su forma física.
Adolescentes con problemas de postura.
Personas mayores que quieren recuperar o mantener el equilibrio y la movilidad de las articulaciones, para luchar contra la pérdida ósea que se produce con el envejecimiento.
Deportistas que quieren equilibrar su balance muscular para mejorar el rendimiento deportivo.
Las mujeres embarazadas utilizan la respiración en todos los movimientos, por eso, el trabajo y la conciencia del perineo proporciona una excelente preparación para el parto y una recuperación post-parto perfecta.
Las personas con problemas de espalda, hombros, cuello, cadera o en fase de rehabilitación.

¿Te interesaría apuntarte?

Artículos relacionados

Comparte: