diastasis abdominal postparto

Diástasis durante el embarazo y postparto

La diástasis es la consecuencia de un sobreestiramiento en los músculos abdominales. Como resultado aparece una separación patológica del músculo recto abdominal. La diastasis del abdomen se observa a menudo en la mujer al final del embarazo y después del parto. El tratamiento se basa en ejercicio y fisioterapia.

Diastasis rectos
Conocidos con el bonito nombre de «barras de chocolate»). Estos músculos están unidos al nivel de la línea del ombligo, llamada línea blanca o línea alba, por un tejido conectivo. La separación de los abdominales ocurre cuando este tejido se estira en exceso.

❗ Qué es la diástasis abdominal ❓

La diastasis abdominal, o diastasis del recto, es una separación entre los lados derecho e izquierdo de los músculos del abdomen llamados recto abdominal anterior. Las mujeres embarazadas y las madres jóvenes son las más afectadas porque durante el embarazo, el útero ejerce mucha presión sobre los abdominales y se van estirando para dejar espacio al bebé, a veces hasta llegar al punto de separarse.

Además, las hormonas del embarazo producen una relajación en la musculatura abdominal. Las mujeres más afectadas son aquellas que han tenido un embarazo múltiple, han aumentado mucho de peso cuando estaban embarazadas o dieron a luz a un bebé grande.

Diastasis embarazo

Podemos decir que es un fenómeno completamente fisiológico. Se estima que al menos del 50 al 60% de las mujeres embarazadas tienen una diástasis de los músculos rectos al final del embarazo y durante el posparto inmediato, es decir, los primeros días y las primeras semanas después del parto.

Ten en cuenta que los recién nacidos, y especialmente los bebés prematuros, también pueden tener una diástasis abdominal porque los vientres musculares del recto abdominal no están lo suficientemente desarrollados para soldarse. Otras personas que pueden sufrir está condición son hombres o mujeres que han tenido un aumento de peso muy significativo.

💢 Síntomas de la diástasis

La diástasis de los rectos no duele debido a que la linea alba es muy fibrosa, no contiene apenas tejido nervioso o vasos sanguíneos. Está compuesta principalmente de colágeno.

¿Como saber si tengo diastasis? A veces se aprecia en el vientre de la futura madre una ligera forma cónica, pero no siempre es así. Se ve con mayor frecuencia después del embarazo, especialmente cuando la joven mamá hace un esfuerzo muscular: aparece un bulto encima del ombligo o una pequeña protuberancia en forma de línea en el medio del vientre. Cuando relaja los abdominales, desaparece y el abdomen adquiere una apariencia distendida.

diagnóstico diástasis abdominal

Todo el mundo tiene una separación natural entre las dos mitades del recto abdominal, se puede observar perfectamente en personas con un abdomen marcado. La separación comienza a considerarse diástasis cuando el tejido conectivo se estira más de lo normal, es decir, mas de 2,7 centímetros o dos dedos aproximadamente.

¿Cómo se diagnostica una diástasis? La palpación es un método válido para valorar una posible diástasis. Para un diagnóstico algo más preciso, basta con hacer una ecografía de la musculatura del abdomen.

📣 La Diástasis de los rectos, ¿es una lesión grave?

En la gran mayoría de los casos, la separación del recto abdominal no tiene consecuencias importantes para la salud. Los abdominales volverán a su lugar con ejercicio y una vida saludable.

Sin embargo, algunas personas pueden experimentar dolor pélvico o lumbar cuando hacen esfuerzos físicos como subir escaleras, practicar deportes, agacharse para coger a su bebé en brazos… En casos raros, la diástasis puede provocar una disfunción en el suelo pélvico y desarrollar casos de incontinencia urinaria o incluso prolapso (descenso de órganos).

diastasis de rectos

Las complicaciones más frecuentes son:

  • Reducción de fuerza en el abdomen. La diástasis está relacionada con una reducción de la fuerza abdominal, que afecta sobretodo a la flexión o la rotación del tronco.
  • Protusion o hernia abdominal. Una diástasis de los rectos puede llegar a provocar protusión abdominal, es decir, la salida del contenido abdominal (vísceras, órganos..) cuando realizamos presión intra-abdominal.
  • Disfunción del suelo pélvico. Tras pasar por un embarazo, muchas mujeres tienen debilidad en la musculatura perineal, pequeñas fugas de orina y ocasionalmente prolapsos. Sin embargo es importante saber que estas condiciones no están causadas directamente por la diástasis abdominal.
  • Dolor Lumbar. Cuando la diástasis viene acompañada de una hernia abdominal existe bastante probabilidad de sufrir dolor lumbar. Además una musculatura del core débil también puede provocar estos dolores.
  • Hernia abdominal. En raras ocasiones, la diastasis de los rectos puede acabar provocando una hernia abdominal. En esos casos los síntomas son claros: bulto en el abdomen, dolor, nauseas o vómitos. Eso si, algunas hernias no presentan síntomas, de modo que si sospechas de tener una, acude a tu médico para que te valore.
Diástasis

La #diástasis es la separación de los #músculos #recto anterior del #abdomen con rotura de la línea alba provocando un desplazamiento de los órganos internos. Esto provoca: aumento del volumen del abdomen, molestias de espalda y zona #lumbar, debilidad de suelo pélvico y pérdidas de orina.Cuídate desde dentro y se notará por fuera #lowpressurefitness

Publiée par Low Pressure Fitness Spain sur Samedi 10 mars 2018

💪 ¿Cómo tratar la diástasis postparto?

Durante el embarazo, poco se puede hacer para reducir o prevenir la diástasis abdominal, salvo controlar el aumento de peso.

Después del parto, encontramos dos enfoques distintos para reducir o incluso eliminar una diástasis abdominal: fisioterapia y abdominoplastia.

Usando ejercicios físicos específicos y supervisados, la fisioterapia fortalecerá el cinturón abdominal y reducirá la separación entre los abdominales.

En cuanto a la abdominoplastia, es una cirugía bajo anestesia general que consiste en unir los músculos abdominales mediante hilo. Sólo es posible si no planeas quedarte embarazada de nuevo. Es necesario usar una faja abdominal elástica durante un mes después de la operación.

diastasis recto abdominal anterior

🏅 Los mejores ejercicios para corregir una diástasis

Estirar la línea alba y el recto del abdomen es una de las muchas formas que tiene nuestro cuerpo para prepararse de cara al nacimiento del bebé. Varios grados de diástasis durante este periodo es sano y natural. El ejercicio es el único método probado de prevención contra la diástasis de los rectos durante el embarazo.

Ejercicio prenatal

El ejercicio durante el embarazo puede reducir la prevalencia de diástasis hasta un 35%. Además, encontramos otros efectos positivos como control del peso, reducción de hipertensión, reducción de la diabetes gestacional, menos dolor de espalda y un mejor descanso por la noche.

Cuando hablamos de ejercicio prenatal, nos referimos a trabajo aeróbico y de resistencia muscular, como por ejemplo Pilates para embarazadas. No olvides que para un entrenamiento sin riesgos es recomendable ponerse en manos de profesionales.

Ejercicio postparto

Tradicionalmente siempre se ha dicho que las mujeres deben esperar hasta seis semanas tras dar a luz para comenzar con una rutina de ejercicios. Los Hipopresivos y los ejercicios de Kegel son las elecciones de preferencia para entrenar el abdomen y recuperar la separación normal de los rectos.

Uno de los beneficios más importantes del ejercicio postparto, especialmente el entrenamiento de fuerza, es la mejora de la estabilidad de tu columna y el desarrollo de una buena técnica de levantamiento de peso, lo cual te ayudará a no empeorar tu diástasis. 

Ejercicios a evitar

  • Abdominales clásicos
  • Plancha
  • Sentadillas
  • Giro Ruso
  • Roll-ups
  • Sentadillas completas
  • Evita levantar mucho peso
  • Evita salir a correr o saltar a la comba
  • Cuidado con llevar faja abdominal demasiado tiempo, puede debilitar aun más la musculatura abdominal

El tiempo es oro. Empieza a entrenar con tu fisio cuanto antes. Visita un fisioterapeuta formado en suelo pélvico para que te valore y te ayude con el tratamiento

Tratamiento de la diástasis abdominal en Armilla, Granada

Si buscas soluciones a tu diástasis abdominal, te podemos ayudar gracias a nuestros fisioterapeutas especializados en suelo pélvico en Granada.

Contacta ahora

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *